Inicio > Bases de datos > Imágenes de la semana > Detalles


Imagen de la semana 25 de Febrero de 2016

© Proyecto Turismo y Salud. Cedido para su digitalización por la Universidad de La Laguna

Mapa de Canarias, Fleurieu 1773.

Fuente bibliográfica: "Voyage fait par ordre du roi en 1768 et 1769 à différentes parties du monde pour éprouver en mer les horloges marines inventées par M. Ferdinand Berthoud..." (Berthoud, Ferdinand, 1773)

Entró a formar parte de la Marina con trece años y con 21 era ya teniente. Siendo alférez de navío (1762), Fleurieu comenzó a interesarse por cuestiones científicas, en particular por la construcción de barcos y de relojes marinos. A partir de entonces dedicó gran parte de su tiempo a las matemáticas y a las ciencias náuticas, casi siempre con el objetivo de perfeccionar el cálculo de longitudes. En 1765 presenta en la Academia de Ciencias un proyecto sobre relojes marinos para el que había trabajado, junto a Ferdinand Berthoud (1727-1807) en la construcción de relojes que midieran los tiempos y las distancias en el mar. Se trataba de trabajar mecanismos que consiguieran segundos de mucha precisión.

Se encomienda a Fleurieu el mando de la expedición de l'Isis (1768-1769), cuyos objetivos fueron medir y fijar las distancias náuticas y cuya ruta incluía la escala en Canarias (marzo de 1769).  Durante el viaje, Fleurieu fue calculando unas medidas de longitud muy certeras y con muy poco margen de error respecto a las actuales. Planeó cruzar el Atlántico por latitudes diferentes a la ida y a la vuelta para poder probar el funcionamiento de los relojes a diferentes temperaturas y para fijar determinaciones astronómicas. Incluso pasaba dos veces por el mismo sitio para eliminar posibles errores en los cálculos y demostrar cómo compensar errores. Todo ello hizo que el viaje se prolongara más de lo que en un principio se había calculado

Texto: Masu Rodríguez